Buscar
  • Osvaldo Maguey

¿Sufres de ansiedad durante la cuarentena? Siete conductas que la hacen insoportable


En estos tiempos en el que depende de nosotros vencer la pandemia, la medida de seguridad a tomar por parte de la Organización Mundial de la Salud (OMS) es el distanciamiento social, o en otras palabras “la cuarentena”, esta puede tener un gran impacto psicológico aumentando nuestra ansiedad, sensación de indefensión, impotencia, etc. No a todos les afecta igual, seguro conoces a alguien que parece estar muy bien ¿por qué a algunos parece no afectarles y a ti si?


Para responder a esa pregunta es necesario hacer una introspección, es decir, fijarme más en lo que yo estoy haciendo y no tanto en lo que los demás están haciendo. Hay varias conductas que puedo estar llevando a cabo (sin saber) que van a sumarle al malestar psicológico del encierro. Estas conductas son:


1) Obsesión con las noticias: Es útil estar informado de lo que pasa en nuestro país, pero como todo en la vida necesita un balance, todo en exceso es malo y peor cuando se consumen noticias falsas. Dicho exceso de información se le va a conocer como Infoxicación, el cual se describe como un estado con una urgente necesidad consumir noticias, las cuales suelen causarme ansiedad y un estado de preocupación continúo. Básicamente se vuelve un escenario perder-perder, ya que si no veo noticias me causa ansiedad por no saber que esta pasando, y cuando las veo también me causa mucha ansiedad justamente por saber que está pasando (o lo que creo que pasa cuando son noticias falsas).


Recomendación: Limita tu acceso a noticias, esto no es igual a desconectarte, lo cual puede ser igualmente contraproducente. Pero se traduce en no hablar en tus grupos de WhatsApp únicamente de lo que pasa o no, teorías de conspiración, pasar noticias por Whats. La información te llega por todos lados, solo dosifícala. Recuerda también asegurarte de no caer en noticias falsas (porque es estresarse de a gratis), si dudas de una noticia busca si otras fuentes confiables han publicado lo mismo, si sí, lo más probable es que sea verdad y si no, lo más probable es que estés frente a una “fake news”.  

2) Conductas de control: Es normal estar preocupado por tu salud, pero recuerden que todo en exceso es malo. Por lo que algunas personas están en un constante estado de alerta por las reacciones que tiene el cuerpo y por los “posibles” síntomas que creen tener. Dicho estado de alerta te va a llevar a tener conductas para “controlar” tu estado de salud. Por ejemplo, puedes medirte la temperatura diario, lavarte las manos cada hora (aunque no salgas de casa, ni hayas tenido contacto con nadie fuera de las personas de tu hogar), estar tomando medicamentos que no necesitas para evitar enfermarte, entre muchas otras cosas. Todas estas conductas te mantienen momentáneamente tranquilo, pero conforme va pasando el tiempo se vuelve una necesidad y te genera ansiedad si no las llevas acabo, como si te fueras a enfermar si no las haces (cómo medirte la temperatura).


Recomendación: La mejor forma de no enfermarte es tener buenos hábitos de salud, realiza ejercicio desde tu casa, el que sea que te guste. Come saludablemente, lávate las manos antes y después de salir a la tienda o al súper, limpia superficies en tu casa de mucho contacto (cómo tu celular), no salgas de casa si no es necesario. Si no tienes contacto con otras personas del exterior no hay razón para sospechar que te vayas a enfermar y si eres de los que tiene que salir por su trabajo solo sigue las recomendaciones, usa guantes y cubrebocas, lleva tu gel antibacterial contigo y listo. 

4) Presión a ser productivo: Si eres de los que está trabajando desde casa, o medio turno por la contingencia, posiblemente digas “ahora tengo más tiempo para esto que quería hacer”, posiblemente veas a otros que están haciendo cosas que para ti son “productivas” y sin embargo tú no eres capaz de hacerlo. Se vuelve algo frustrante porque no lo logras y te presionas a ser más productivo, pero ojo, paradójicamente entre más te presiones en algo, menos lo lograrás. Piénsalo, es como cuando intentas dormir y para lograrlo intentas no pensar en nada, entre más te esfuerzas por no pensar en nada, menos logras dormir porque técnicamente estas pensando en algo. De igual forma entre más te forces a ser productivo lograrás lo contrario, tu rendimiento será menor y tareas que podrías realizar en X cantidad de tiempo te llevarán el doble. Esto se ve agravado si ya te encuentras estresado (ver punto número 1 y 2).


Recomendación: Recuerda que esto no es una competencia por quién hace más cosas, ten tu propio ritmo y mucho más importante ten tu propio horario. La rutina es lo que más te ayudará a ser productivo, intenta que tu horario sea lo más parecido a antes de la cuarentena, levántate y duerme a la misma hora, intenta que tus comidas sean a las mismas horas todos los días. Dedícale un tiempo parecido a tu trabajo o tu estudio, no tengas distractores (como la tele de fondo) y muy importante ten metas realistas. A veces por ser productivos puedes decirte “voy a leer un libro a la semana” pero antes leías un libro cada dos meses ¿no crees que es una meta muy grande? Conoce tus límites y mejor establece metas más pequeñas como “leeré 20 páginas diario” y ponte un horario para hacerlo. 

5) Trabajar/estudiar en la cama y con pijama puesta: Como estas en casa se te hace fácil hacer todo desde la comodidad de tu cama y en pijama y podrías pensar “¿para qué cambiarme si no voy a salir?” Bien por no salir, mal por no cambiarte. La mente se acostumbra a las rutinas, y lo más probable es que si haces esto, suele darte sueño, y por lo mismo tomas pequeñas siestas o te cuesta trabajo concentrarte en lo que estás haciendo. De igual forma el permanecer en pijama automáticamente pone a tu cerebro en modo descanso, porque está acostumbrado a que cuando está en pijama no es horario de trabajo ni de estudio ¿Por qué se esforzaría en una tarea que para él no es el momento de? Básicamente trabajar en la cama y con tu pijama disminuirá tu rendimiento en cualquier tarea que te propongas.


Recomendación: Ten un área designada para trabajar, y cámbiate de ropa. Esto va a sacar a tu cerebro del modo “descanso” y lo va a hacer entrar en modo trabajar/estudiar, porque esa es su costumbre. 

6) Pocas actividades de goce: A veces se puede sentir como si no te alcanzara el tiempo para hacer todo aquello que te propones (limpiar, leer, trabajar/estudiar, ver esa serie, etc.) Recuerda que hay algunas conductas que van a afectar tu rendimiento en esas tareas (ver todos los puntos anteriores) y por lo mismo te llevarán más tiempo del que normalmente te llevarían si estuvieras relajada. Imaginemos que tu desempeño es un hacha que usas para talar un árbol. El estrés, la presión por ser productivo, la infoxicación, etc. serán esos factores que le quitan filo a tu hacha y por lo mismo talar el árbol te llevará cada vez más tiempo. Por otro lado, las actividades de goce serán aquellos factores que le dan filo a tu hacha y por lo mismo talar el árbol te será más sencillo.


Recomendación: La ansiedad solo se quita con estas actividades, estamos tan concentrados en cuidarnos para no “enfermarnos” pero no para disfrutar. Has un espacio en tu día para esas actividades que tanto te gustan (sin descuidar el tiempo para tus demás responsabilidades), ve esa serie que tenías muchas ganas desde hace tiempo, lee ese libro que tenías guardado, retoma ese hobby que tanto te gusta y no te daba tiempo (dibujar, tocar un instrumento, bailar, etc.), ve esa película con palomitas y una copita de vino (o tu trago favorito), píntate las uñas, has todo aquello que te gusta por el puro y simple placer de que te encanta ¿A caso debería de haber otra razón?

7) Socializar: Somos seres sociales, extrañamos a familiares y amigos, a toda esa gente que es importante para ti. El estar encerrados suele genera sentimientos de soledad, tristeza, miedo, frustración, entre otras cosas, y peor para quienes están lejos de sus familias y amigos. Este factor en particular suele hacer más insoportable el encierro, me desmotiva y por lo tanto afecta mi productividad en el trabajo/estudio.


Recomendación: Has uso de la tecnología, programa videollamadas con tus seres queridos, juega algo con ellos, rétalos a un juego de mesa, hay un sinfín de aplicaciones que te permitirán encontrar algo divertido con ellos.¡QUEDATE EN CASA! No significa tener que aislarme socialmente. Poder ver la sonrisa de esa persona que te importa, saber de su vida, y que se siente similar a ti, hace totalmente la diferencia entre un encierro insoportable y un encierro tolerable. 

Ahora ya conoces el secreto, depende de ti si la cuarentena se vuelve intolerable u otro obstáculo superado del cual bromearás con tus amigos y familiares en el futuro por venir. Si definitivamente, las recomendaciones aquí listadas no te están ayudando es urgente que acudas a psicoterapia online, agenda tu cita aquí.

0 vistas
  • Facebook Social Icon
  • instagram-logo1
  • Twitter
Redes Sociales

Todos los Derechos Reservados © 2020 Psi Quiero Puedo